Ir direto para menu de acessibilidade.
Portal do Governo Brasileiro
Início do conteúdo da página
271

El Ministerio de Relaciones Exteriores rechaza categóricamente la acusación, publicada en la edición de hoy del periódico "O Globo", de que la Embajada de Brasil en Puerto Príncipe, Haití, exija de solicitantes de visado el pago de tasas indebidas o cualquier tipo de "soborno", como informado en la materia.

Desde la adopción de la Resolución Normativa n.º 97 del Consejo Nacional de Inmigración/CNIg, de enero del 2012, que implementó política migratoria especial, de carácter humanitario, para ciudadanos de Haití, fueron concedidos, por la Embajada de Brasil en Puerto Príncipe, más de 16 mil visados permanentes para haitianos. El único pago requerido a los solicitantes de ese visado dice respecto a los emolumentos consulares, cuyo valor, actualmente fijado en 200 dólares, es pagado vía depósito bancario efectuado directamente en la cuenta de la Embajada. La Embajada no cobra cualquier tasa de urgencia, o cualquier otro valor, a cualquier título.

Denuncias semejantes, siempre sin pruebas contra la Embajada, son frecuentes desde el 2012, como fue referido a la profesional de aquel periódico en respuesta a su consulta. Cabe destacar que el proceso de la migración haitiana hacia Brasil está marcado por intensa acción de grupos criminales organizados de traficantes de inmigrantes (los llamados "coyotes"), que buscan atraer a ciudadanos haitianos con base, entre otros medíos, en acusaciones de corrupción contra funcionarios de la Embajada. Esos grupos exigen tasas indebidas con el objetivo de supuestamente facilitar la obtención de visado para el Brasil o de alejar a los solicitantes de la Embajada a fin de inducirlos a recurrir a vías irregulares de inmigración. Los denunciantes que constan en la materia claramente no distinguen entre funcionarios del cuadro del Servicio Exterior Brasileño, funcionarios locales y personas que no trabajan en la Embajada, pero se presentan como funcionarios de la Misión Diplomática brasileña. Como resultado, los demandantes de visado frecuentemente terminan como víctimas de las cuadrillas de intermediarios que actúan en el entorno del sector consular, fuera del área de jurisdicción de la Embajada. La Embajada en Puerto Príncipe busca, siempre que sea posible, orientar a los interesados a no contratar tales servicios y a no creer en las promesas de facilitación.

Esa nueva acusación infundada ocurre en momento en el cual el MRE se empeña en grandes esfuerzos para ampliar su capacidad de emisión de visados en aquella capital, habiendo ya logrado reducir significativamente el tiempo de espera e incrementar significativamente la emisión de los visados permanentes humanitarios, hoy ya en torno de 1700 al mes. Una vez implementado el contrato con la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), con vistas a la prestación de servicios pre-consulares orientados exclusivamente a los demandantes de los visados humanitarios (atendimiento al público, orientación, rellenado de formularios electrónicos y compilación de documentos), se estima que la Embajada en Haití estará en condiciones de conceder más de 2 mil visados por mes.

El Ministerio de Relaciones Exteriores apurará las denuncias con rigor y tomará las medidas pertinentes en el ámbito judicial contra acusaciones basadas en falsos testimonios, que lanzan dudas infundadas o condenaciones injustas contra funcionarios de su Cuadro Permanente o contratados locales en Puerto Príncipe. El testimonio que puede ser dado sobre el trabajo de  esos funcionarios es el de una intensa dedicación a sus funciones, en una situación de extrema presión, siempre con elevado espíritu público y humanitario, espíritu ese que viene permitiendo que millares de haitianos emigren hacia Brasil en situación legal, sin someterse a la explotación de "coyotes" o a los riesgos de seguridad y salud impuestos por la inmigración ilegal.

Fim do conteúdo da página